Nuestra iglesia ESTÁ ABIERTA con un aforo del 70% 981 350 071

AdventistasFerrol@gmail.com

22 septiembre 2011

Comentarios

0
 septiembre 22, 2011
 0

El más importante objetivo del Ministerio de la Familia es, reforzar la familia como un centro de auto disciplina, establecido por creación divina como una institución humana fundamental. Es el primer eslabón en el aprendizaje y en la capacidad de establecer relaciones íntimas con Dios y desarrollarlas con los otros seres humanos.

El Ministerio de la Familia es un ministerio de gracia que, reconoce como normativa la enseñanza bíblica, y mantiene altos los ideales de Dios para la vida familiar. Al mismo tiempo, aporta compresión a los problemas experimentados por los individuos y las familias en un mundo caído. Busca atraer hacia los ideales divinos, y al mismo tiempo extender las buenas nuevas de la gracia salvadora de Dios y el mayor crecimiento posible a través del Espíritu que desea morar en el hombre.

El Ministerio de la Familia enfoca a las personas en relación. Se preocupa de las necesidades de las parejas casadas, de los niños, de las necesidades familiares de los solteros, y de todos los miembros del círculo mas amplio de la familia, a medida que pasa por etapas y enfrentan las cambios inesperados en sus vidas. El Ministerio de la Familia refuerza y anima las familias como un todo. Ayuda a los individuos para construir su carácter y sus relaciones, porque reconoce que familias cristianas saludables significa miembros fuertes para la Iglesia y representan un atractivo testimonio alrededor de ellos.

El Ministerio de la Familia promociona la comprensión y el amor en la familia y en la más amplia familia de Dios, y promueve la reconciliación y el entendimiento entre generaciones, tal como fue prometido por Elías en el mensaje de Malaquías 4:5-6. Extiende esperanza y apoyo a los que resultan heridos y dolidos por el abuso, las disfunciones de las familias y las relaciones rotas. Promueve la variedad de habilidades necesarias en las relaciones interpersonales. Provee oportunidades de crecimiento a través de la educación y el enriquecimiento. Anima a los individuos, a los matrimonios y a las familias a buscar ellos mismos soluciones o buscar consejo cuando sea necesario.

Un ministerio adecuado a las familias incluirá, guía prematrimonial, disponible a todas las parejas antes del matrimonio, reforzar las oportunidades de educación de los padres, con atención a las especiales necesidades de los solteros y de las familias, a la instrucción para el evangelismo de familia a familia, y apoyo ministerial a las familias con problemas.

(Por ANTONIO MARTÍNEZ)

Comments are closed.